10 may. 2017

CRETA, la isla de los dioses.

Creta es la isla más grande de Grecia y la quinta en tamaño del mar Mediterráneo. Hasta principios del siglo XX también se la conoció con el nombre de Candía, topónimo que deriva del latín candidus («blanco») y que le aplicaron los marinos y comerciantes italianos del Medievo. Posee una superficie de 8300 km2, una costa de 1040 kilómetros de longitud y una población de unos 620 000 habitantes. Su capital es Heraclión.

Creta fue antiguamente el centro de la civilización minoica (2700-1420 a. C.), considerada la más antigua civilización en Europa.

La economía es básicamente agraria, aunque el turismo va en aumento. Existe un núcleo industrial en torno a la capital. Entre los productos agrícolas destacan las uvas pasas, además del olivo, los cereales, las hortalizas y las frutas. La ganadería, en retroceso, es predominantemente ovina y caprina.

Lo más destacable es la aparición de la civilización minoica, una de las primeras aparecidas en Europa y una de las civilizaciones prehelénicas junto a la posterior civilización micénica. Durante la civilización minoica, en la que se dieron varias fases y altibajos, Creta llegó a su máximo esplendor, con el mayor auge en los siglos XVI y XV a. C. Durante ellos, Creta estableció una talasocracia (dominio de los mares) que se extendía hasta la Grecia peninsular, el mar Egeo, las costas de Asia Menor y zonas adyacentes como Sicilia. Durante esta época los contactos con Egipto, ya existentes anteriormente, fueron muy importantes. IMG-20170424-WA0013

Sin embargo, hacia finales del siglo XV a. C., la isla sufrió la invasión de los aqueos, que habían desarrollado una civilización en la Grecia continental, fundamentalmente en el Peloponeso, no exenta de fuertes influencias cretenses. Con la expansión de los invasores, los cretenses abandonaron los palacios.P1000200

La situación estratégica de Creta, equidistante de Asia, Europa y África, la ha hecho codiciada y también maleable. Los casi cinco siglos de dominio veneciano (1204-1669) y otros dos bajo el poder otomano (1669-1898), han impregnado su historia y sus edificios. En 1941 fue invadida por los nazis alemanes y tuvo lugar la batalla de Creta. En sus ciudades se observan huellas venecianas, otomanas y hasta inglesas. Creta es una isla de personalidad fascinante. Anexionada a Grecia hace apenas un siglo, en 1913, allí se luchó por la independencia del país, del dominio turco.

Creta es el lugar donde nacieron Kazantakis, autor de la novela Zorba el griego, del pintor El Greco y de la cantante Nana Mouskouri.P1000237

La isla tiene muchos lugares para visitar: Ciudades, como Chania, Heraklion y el palacio de Knosos, Rethymo. Playas, como la de Elafonissi y Balos y paisajes, como la Garganta de Samaria.

Puedes alquilar un coche o moverte en bus, que recorren toda la isla.Guía de Creta por libre

  Uno de los atractivos más auténticos de Creta es su cultura y costumbres. Creta es una isla muy tradicional, con un carácter propio fuertemente arraigado entre sus habitantes, sobre todo en los pueblos rurales más remotos. Los cretenses son gente cálida, con un carácter indomable, orgulloso y auténtico. La música cretense es otro de sus tesoros más preciados: la lyra es el instrumento característico, y con un poco de suerte, podemos escuchar sus canciones populares en sus tabernas.P1000209

No podemos olvidarnos de la exquisita gastronomía cretense, cuyo ingrediente estrella es el aceite de oliva. Se trata de platos frescos, genuinamente mediterráneos, que podemos degustar en restaurantes y tabernas. Hay que probar las ensaladas, el pescado y el yogur, sin olvidarse del vino retzina.

+ INFO: http://www.lacreta.es/

 

No hay comentarios: